La primera ‘casa al revés’ de Gran Bretaña

casa al revés

Una ‘casa al revés‘ tiene a más de uno de cabeza, después de ser abierta al público desde la semana pasada tras nueve meses en producción y permanecerá en Bournemouth, Dorset, hasta junio de 2019.

La extraña estructura, la primera en el Reino Unido, consta de dos pisos de habitaciones completamente amuebladas, todas las cuales se han puesto de cabeza.

Desde el exterior, la casa parece estar invertida, con los visitantes entrando por una puerta lateral. En el interior hay una serie de habitaciones que incluyen una oficina, una sala de estar, un dormitorio y un baño.

Todos los espacios tienen muebles y accesorios de la vida real, que también están al revés y en el techo.

Es una creación de Upside Down House UK, que se ha inspirado en una atracción similar en su residencia permanente en Lituania.

Tom Dirse, director general de Upside Down House UK, dijo: “Me contactó un hombre que ahora es mi socio de negocios para traer una casa al revés a Gran Bretaña. Él estaba detrás de la atracción en Lituania y después de unos nueve meses de trabajo hemos logrado abrir este en Bournemouth”.

“Tomó alrededor de 11 días para construirla y la reacción ha sido increíblemente positiva. Es algo muy diferente y la gente parece realmente emocionada por ello”, afirmó Dirse.

El exterior de la casa está pintado en un rosa vibrante con un llamativo techo negro. Dentro de las habitaciones, todas son de madera lisa, pero Dirse dijo que un diseñador trabajará continuamente para mantener la apariencia fresca.

Los visitantes, que pagan solo £ 4 por la entrada, pueden posar con una serie de accesorios invertidos, que seguramente resultarán en fotografías interesantes. ¿Te gusta la idea?

 

Imágenes de Daily Mail


Te puede interesar:
Daria Zinovatnaya, sus colores brillantes y patrones audaces

Una casa de huéspedes se inclina para maximizar el espacio

huéspedes

A pesar de su apariencia aparentemente aleatoria y sus paredes inclinadas, las decisiones detrás de la forma de esta casa de huéspedes compacta del este de Austin, Texas, están basadas en la resolución de problemas prácticos; simplemente podríamos preguntarle a Nicole Blair, arquitecta y fundadora de Studio 512.

Imágenes Dwell.com

“Los 320 pies cuadrados es el máximo permitido para una casa de huéspedes por la ciudad de Austin en este lote residencial”, explica Nicole. “Para ganar el volumen suficiente para adaptarse a una vivienda de una habitación, las paredes se inclinan desde la losa, abrazando planos de retroceso del edificio y un espacio angular en la parte posterior de la propiedad, para agregar volumen cuando sea necesario, evocando la forma de una colmena”.

Como resultado, la estructura de dos pisos, apodada The Hive por su forma de colmena, logra casi duplicar el espacio disponible y ofrece 565 pies cuadrados de espacio habitable.

La morada para huéspedes comprende una cocina-comedor y sala de estar en el piso principal, así como un dormitorio y una oficina en el segundo piso. Las alturas y los anchos de cada habitación se dimensionan cuidadosamente según su uso, una decisión basada en El hombre de Vitruvio de Leonardo da Vinci, un dibujo del siglo XV que simboliza la escala y proporción ideal en arquitectura y anatomía.

Cita ejemplos de su estrategia: “Las paredes de la cocina se inclinan hacia afuera para aumentar el espacio de la encimera, [y] un gran escritorio integrado con estantería está ubicado en un lugar con poca altura de techo y vista ampliada mientras estás sentado en el escritorio. La ducha es más ancha hacia el centro del cuerpo hasta la cabeza, y un techo alto y estrecho proporciona espacio para el aumento del vapor”.

Nicole también buscó inspiración en el diseño holandés y japonés para lidiar con las limitaciones espaciales, mientras usaba ventanas grandes y abundante luz natural para darle a los interiores una sensación de amplitud.

Con información de Studio 512 y dwell.com


Te puede interesar: Snøhetta, Dialog y la nueva biblioteca de Calgary